La clase de ballet

Te propongo inventarte un cuento…

Érase una vez, unas niñas que soñaban con ser bailarinas y ensayaban cada día mientras jugaban y se divertían.

Una de ellas, un día encontró una misteriosa pompa de jabón que no se deshacía entre sus manos…

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

¿Habrá que encontrar la segunda parte del cuento para saber cómo acaba? ¡Es que son dos! y aquí tenéis la prueba.

¡La pareja de acuarelas ya enmarcadas en la habitación!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.